Kong rellenable

Kong rellenable

$8.600$17.000

Kong, juguete rellenable para entretener a tu perro.

SKU: N/D Categorías: ,
Limpiar

Descripción

El juego con objetos satisface la necesidad instintiva de todos los carnívoros de cazar-capturar-masticar. Los juguetes Kong rebotan en direcciones impredecibles (simulando la caza) tienen el peso y las medidas de una presa (captura) y una textura elástica que simula el bocado de la presa (masticar).

Las ventajas del Kong han sido descritas por Ian Dunbar, autor de ‘Un cachorro en casa’: «parémonos por un momento a considerar todas las cosas malas que tu perro no podrá hacer si se entretiene en silencio con sus juguetes. No estará mordisqueando objetos inapropiados en la casa o en el jardín, no estará ladrando para pasar el tiempo, y no estará andando de un lado a otro, triste y ansioso, si se le deja solo en casa».

Los Kong están especialmente diseñados para satisfacer la necesidad de tu perro de cazar-capturar-masticar. Además, están aconsejados por veterinarios y educadores caninos, son ideales para el adiestramiento y el juego. Damos un ejemplo de cómo se puede rellenar un Kong teniendo en cuenta que se pueden hacer todas las variantes que se te ocurran, pero sin olvidar una alimentación sana.

¿Porqué rellenar un juguete con comida?

El viejo juguete de tu perro se convierte inmediatamente en novedoso y excitante cuando lo rellenamos de comida. Además de esta forma, se concentrará en la extracción de la comida en lugar de la destrucción del juguete, y así estará entretenido durante horas y horas. Y lo mejor de todo, mientras tu perro se entretiene mordiendo su juguete favorito, no estará haciendo todas aquellas cosas que no debería.

Los juguetes Kong son perfectos para esta función por su interior hueco y su incomparable fortaleza. Además están fabricados en goma natural no tóxica. De esta forma, se convierte en una herramienta ideal para prevenir y solucionar problemas de comportamiento asociados al aburrimiento y a la temida ansiedad por separación. Cada bola de pienso que extraiga será un premio por estar tranquilo, por mordisquear el juguete adecuado y por no ladrar. Esto es una técnica de ‘adiestramiento positivo’, basada en el premio en lugar del castigo.

¿Cómo se rellena un Kong?

Es importante adquirir un Kong del tamaño apropiado para la mascota, sea perro, gato, hurón o ave; así podrá tener acceso a ellos la comida. Hay que colocar un trozo pequeño de queso, jamón cocido, o cualquier otra cosa muy apetitosa, dentro del agujero pequeño superior, y después como postre, habrá que rellenar aproximadamente un tercio de la cavidad con premios tales como galletas, golosinas, etc.

Los últimos dos tercios hay que rellenarlos con su alimentación habitual, a ser posible mezclando con el mismo alimento húmedo (latas). Dejar una buena golosina sobresaliendo hacia fuera de la apertura como entrante. Los ‘picoteos fáciles’ proveen al animal de compañía de una recompensa inmediata y estimulan a tu perro a ‘ponerse manos a la obra’ con el trabajo.

Para el perro, por ejemplo, es importante tener éxito en su ‘trabajo’. Así que al principio rellénalo de modo que le resulte fácil extraer el contenido. A medida que se hace más experto puedes aumentar la dificultad apelmazando cada vez más los ingredientes.

Información adicional

Peso N/D
Dimensiones N/D
Tamaño

L, M, S, XL, XS

Valoraciones

No hay valoraciones aún.


Sé el primero en valorar “Kong rellenable”

Beneficios principales de los juguetes Kong son:

El juguete más versátil. Desde hace muchos años los etólogos y adiestradores recomiendan los Kong para el entrenamiento y para problemas de comportamiento como: mordisquear, ansiedad por separación, ayuda con el programa de confinamiento (explicado en el libro Un cachorro en casa de Ian Dunbar), combatir aburrimiento en general. Además los perros lo saben desde hace mucho: un Kong es súper divertido

Previene estrés y aburrimiento. El beneficio más importante para tu perro (y para ti) es que le mantiene ocupado durante horas. Piensa que el Kong es una combinación de diversión y una herramienta para mantenerle entretenido. Un perro ocupado no tiene tiempo de aburrirse o estresarse. Rellena el Kong con sus golosinas favoritas y tu perro se relaja y disfruta.

Resuelve el problema de mordisquear. Un problema clásico para los propietarios son los zapatos, libros, muebles, etc. mordisqueado por el perro. Mordisquear es un comportamiento natural y tiene un papel vital en el desarrollo físico de tu perro. Enseña a tu perro lo que puede mordisquear de una forma positiva y divertida. El uso regular de un Kong, le dará a tu perro más fuerza mandibular. Cambia los sabores del relleno de vez en cuando para mantener su interés.

Son perfectos para el juego interactivo. Son juguetes diseñados especialmente para satisfacer a los perros y su necesidad de cazar-capturar-masticar. El Kong, fabricado en resina goma natural, tiene el peso y medidas de una presa y una textura elástica que estimula la masticación. Cuando tiras el Kong al suelo rebotará por todos los sitios. Responde al instinto de caza de tu perro. También puedes esconder un Kong lleno de golosinas y dejar que tu perro busque su «presa».

Disminuye la ansiedad por separación. Hay perros que se estresan mucho cuando están solos. Pueden ladrar, o llorar mucho, romper cosas, deprimirse o desarrollar hiperactividad. Especialistas usan el Kong como ayuda en el tratamiento contra la ansiedad por separación. La idea básica es que un perro ocupado tiene menos tiempo para estresarse o darse cuenta que esta solo. Los Kong rellenos son una chifladura para tu perro, un excelente modo de estimular todos sus sentidos y lograr motivarlo.

Ayuda con el programa de confinamiento. Los transportines en casa son una ayuda fundamental en la educación del cachorro (Un cachorro en casa, Ian Dunbar). Además previene comportamientos destructivos, reducen la ansiedad por separación y sirven para el transporte fuera de casa. Para que la educación con el transportin sea eficaz es fundamental que el cachorro se siente completamente cómodo en su transportin. Para conseguir eso, rellena un Kong con los Galletas y Pasta para cachorros. Colócalo al fondo en el transportin con la puerta abierta. Cuando el cachorro entra, prémialo efusivamente. Pronto se sentirá bien y a salvo en su «guarida».

Acaba de agregar este producto al carrito: :